La Posada

Una experiencia de descanso diferente

Al llegar a Shalimar -"morada del amor"- como su significado lo indica, los huéspedes se sumergen en un ambiente de paz, rodeado de vegetación autóctona y un profundo silencio que invita al contacto pleno con la naturaleza, mientras descansan en acogedores cuartos con comodidades premium como calefacción por loza radiante y jacuzzi individual, además de televisión con señal de cable e internet WiFi en todo el predio.

Para completar su experiencia de descanso y relajación, el complejo ofrece servicios de spa y piscina climatizada en un marco natural increíble a orillas del río San Antonio.

A tan sólo unos pasos del arroyo

Cruzando el parque llegará en escasos metros al arroyo de aguas tranquilas que transita a orillas de nuestro complejo, donde encontrará un curso de aguas tranquilas, transparentes y con su característico color dorado producto del yodo que contiene, rodeado de vegetación y fauna autóctona.